Unión Demócrata Independiente

UDI afirma que Reforma Laboral es un “retroceso” y agrava la “parálisis económica del país”

Trabajo - 29 agosto, 2016
UDI afirma que Reforma Laboral es un “retroceso” y agrava la “parálisis económica del país”

Por promulgación de Sistema de Relaciones Laborales

Este medio día, luego de que en el Palacio de La Moneda se promulgara la Ley que moderniza el sistema de relaciones laborales, el presidente de la UDI, Hernán Larraín junto al diputado Patricio Melero, realizaron fuertes críticas a lo que denominaron una reforma laboral que va en cotnra de los trabajadores.

Larraín sostuvo que, según los datos de la encuesta Cadem, esta reforma tiene un “65% de rechazo”, señalando que “así es como se gobierna en Chile, contra la gente y esta Reforma Laboral viene a agravar la sensación de parálisis económica que vive el país y de incertidumbre laboral, porque no se crean empleos”.

Agregó que “es francamente inaceptable y los derechos de los trabajadores no afiliados, se ven afectados por el monopolio sindical y uno debe preguntarse, por qué hay un 85% de trabajadores que no quiere afiliarse y la respuesta es simple, porque están ultra politizados. Hoy la CUT es una disputada entre el PC y el PS y nadie quiere entrar a ser dirigido por partidos con esas características. Sucede que lo que esta reforma busca es el monopolio sindical de hecho, ya que legalmente no lo puede establecer. Por eso, los trabajadores están en contra de esta reforma, y sin embargo el Gobierno, a pesar del daño económico, a pesar del daño a los trabajadores, insiste en esta reforma”.

Por su parte, el diputado Melero señaló que “con la promulgación de esta reforma laboral se perdió una gran oportunidad de haber hecho la reforma laboral que el Chile del sigo XXI necesitaba. Esta reforma no es un progreso, es un retroceso. Porque no va a generar oportunidades de trabajo, no pone el énfasis en quiénes más le falta trabajo que son mujeres y jóvenes, sobre todo no permite ni promueve que los sindicatos crezcan por la vía de incentivar la participación sino que la restringe y lo que es peor la dificulta”.

Finalmente dijo que “nosotros hubiéramos querida una reforma muy distinta, después de dos años vemos con frustración que esta reforma que pretendió avanzar, que partió por incumplir la constitución y la ley, deja al país en una legislación abierta y sin los elementos que el mundo del trabajo más propio de la modernidad y el siglo XXI necesitan”.

Compartir

Ir al Home