9 Marzo, 2017

Parlamentarias UDI condenan ataques anarquistas al partido


Ayer un local comercial de la senadora Van Rysselberghe fue vandalizado

Las parlamentarias de la Unión Demócrata Independiente, encabezadas por su presidenta senadora Jacqueline Van Rysselberghe, condenaron los ataques de los cuales han sido objeto, en los últimos días, la sede nacional del partido y un local comercial de propiedad de la presidenta del partido en Concepción.

En ese sentido, la presidenta de la UDI, Jacqueline Van Rysselberghe junto a la senadora Ena Von Baer, acompañada por las diputadas: Claudia Nogueira, Marisol Turres, María José Hoffmann y Andrea Molina, expresaron su rechazo a este tipo de actos, especialmente en el día de la celebración del día de la mujer, coincidiendo en que como sociedad, no se puede validar a la violencia como método de expresión.

La senadora Van Rysselberghe, fue el blanco del ataque que posteriormente a través de un comunicado de prensa, se adjudicó el Movimiento Juvenil Lautaro, expresó que “grupos que se dicen anarquistas y de izquierda, nos amenazan abiertamente a nosotros por no corresponder al estereotipo de sociedad o de pensamientos que ellos estiman convenientes, la verdad es que nosotros creemos que esto es absolutamente impresentable”.

Van Rysselberghe dijo que “esperamos una respuesta fuerte por parte del Gobierno, para asegurar la seguridad de las personas independientemente de su posición política y de lo que representan en este país. Esperamos un repudio transversal a este tipo de actividades, la violencia no puede instaurarse en nuestro país como un mecanismo de acción política válido”.

La diputada Andrea Molina, señaló que “este hecho no solo enloda este día que habla de todas nosotras y afecta a nuestra Presidenta y la pone en una situación de vulnerabilidad y no podemos permitirlo para nuestro país, para nuestra democracia, es por eso que hacemos un llamado al Ejecutivo, para que ponga toda la fuerza para que este tipo de hecho desaparezca de nuestro país”.

Por su parte, la diputada, Claudia Nogueira dijo que “condenamos con la mayor energía y fuerza de mujeres chilenas este nuevo atentado que ha sufrido la UDI. Antes fue una bomba, hoy en un local comercial de nuestra presidenta y Senadora Jacqueline Van Rysselberghe”.

Finalmente, Nogueira expresó que “este acto de vandalismo es una de expresión de la intolerancia máxima de los grupos radicales de izquierda. Este acto cobarde refleja el temor que sienten estos grupos radicales de izquierda a las ideas de libertad que representa la UDI. Este gobierno no ha dado el ancho en la protección a los derechos de la mujer ni tampoco a proteger a los que piensan distinto, instando al temor”.

Comparte